7 consejos imprescindibles al aplicar un tratamiento de keratina en tu cabello 1

7 consejos imprescindibles al aplicar un tratamiento de keratina en tu cabello

En la aplicación de un tratamiento de keratina, es importante prestar atención a todos los aspectos antes y después de este proceso para lograr un resultado exitoso.

Sigue estos 7 consejos imprescindibles al colocarte esta alternativa de belleza y despídete de un cabello rebelde.

Con el pasar del tiempo, tu cabellera pierde su queratina natural, que es una proteína que la protege de las agresiones ambientales, de los efectos de algunos cuidados inapropiados durante su higiene o tratamientos estéticos. Cuando esto ocurre, su aspecto cambia a seco, con puntas abiertas, mucha estática y encrespamiento.

chica que necesita cuidar de su cabello

Recurrir a un tratamiento de keratina es una solución. Conocer todos los pormenores de esta alternativa garantizará que lo apliques de forma segura, con el menor riesgo para tu cabello y que puedas disfrutar de sus efectos por mucho más tiempo.

Antes de la aplicación del tratamiento

Devolverle el brillo, la suavidad, el cuerpo y docilidad a tu cabello es posible si antes de colocarte keratina, cumples estas recomendaciones.

Documéntate acerca de este proceso

  • Precisa qué te quieres hacer. Algunas personas manejan la idea equivocada que la keratina es un alisado “tipo tabla o baba”. ¿Así lo quieres tener?, ¿conoces sus efectos en la apariencia del cabello?, ¿sabes cómo quedará el tuyo? Anímate a aclarar estas dudas.
  • Diagnostica las condiciones actuales de tu cabello, como su tipo, de ser el caso, el tiempo posterior a tu última tintura porque conocer sus características ayudará a determinar el tiempo del tratamiento y los productos más adecuados.
pensando en hacer un tratamiento de keratina para el pelo
  • Infórmate acerca del producto que te colocarán. Tienes el derecho de saber su composición para así evitar los que no estén autorizados y puedan causarte efectos secundarios como reacciones alérgicas.
  • Escoge entre tantos tipos de tratamientos de keratina el que mejor se ajuste a tus necesidades.
  • Evita este tipo de tratamiento durante el embarazo, su sospecha o cuando amamantes. Conoce sus consecuencias.

Decídete por la keratina sin formol

Con este producto logras los mismos resultados y lo mejor sin correr el riesgo de alergias, picazón sequedad u ardor en ojos y piel, enrojecimiento o descamación del cuero cabelludo, afecciones respiratorias o la caída del cabello.

Te recomiendo una keratina a base de ácido tioglicólico porque es menos invasiva que aquellas con formol. Su olor es menos fuerte y, además, enjuagable por lo que no permanecerás mucho tiempo con el producto en el cabello.

Adecua tu cabello para el tratamiento

Un poco antes de la colocación del producto ten el cabello listo.

lavar el pelo para empezar un tratamiento de keratina
  • Lávalo con un champú libre de sal y enjuaga con mucha agua.
  • Sécalo con detenimiento para retirar el máximo de humedad. Haz la tarea con un secador.
  • Desenrédalo para facilitar su aplicación.

Después de la aplicación del tratamiento

Después de aplicar la keratina continúan los cuidados.

El tratamiento podrás disfrutarlo entre 3 a 6 meses si sigues el resto de consejos imprescindibles.

Evita lavarlo con frecuencia

  • La higiene dependerá de qué tan graso o seco es. Mientras más seguido lo laves, acortarás la vida del tratamiento.
  • Te sugerimos un promedio de 2 días a la semana. Establece esta frecuencia con tu especialista.
  • Con qué asearlo y cuándo hacerlo después del aplicado dependerá del tipo de cabello, el producto y tus propósitos. Lo mejor es con un champú sin sal, pero tu peluquero acertará en la lista de opciones elegibles y en los tiempos.
  • Repetir el tratamiento es posible después de 3 o 4 meses. El resultado y tus cuidados son determinantes.

Evita las marcas

Lleva el cabello suelto los primeros días mientras se fija el producto.

Deshazte de colas, ganchos, pinzas o cualquier accesorio que tense las hebras y deje marcas.

pelo brillante después de un tratamiento de keratina

Protégete del sol

Evita exposiciones prolongadas al sol en especial los primeros días de la colocación.

Usa protector sol, más si vas a la playa o la piscina. Retira lo más pronto la sal y el cloro, ambos son enemigos de estas propuestas de belleza.

Hazlo con un especialista

Muchas son las opciones de colocación de keratina casera. Lo mejor es dejar esta experiencia en manos expertas y más si es tu primera vez.


Disfruta tu cabello y atrévete a llevarlo suelto a donde quiera que vayas. Recuerda que aplicar un tratamiento con keratina no solo exige decisión y entusiasmo, también prudencia y orden.

Y tú ¿ya probaste este tratamiento? ¿qué consejos nos compartes?

Deja un comentario

Utilizamos cookies para mejorar la experiencia de navegación de nuestros usuarios Ver más
Aceptar
Privacy Policy